Table of Contents Table of Contents
Previous Page  11 / 38 Next Page
Information
Show Menu
Previous Page 11 / 38 Next Page
Page Background

11

Julio - Octubre

Actualidad

Actualidad

e) La constatación creciente de que la trasposi-

ción de la normativa BEPS a los diferentes países

no es sencilla y, además, genera sus propios pro-

blemas, tal y como está sucediendo, por ejemplo,

con las reglas sobre híbridos incorporadas en

nuestra nueva LIS; pero el verdadero problema

es que las divergencias en la aplicación normati-

va desarrollen nuevas estrategias de planificación

fiscal, fundamentalmente, mediante técnicas de

arbitraje.

De cualquier manera, habrá que esperar a la

aprobación de la Acción 15, implementar instru-

mentos jurídicos multilaterales de cooperación

tributaria internacional, que supone un Tratado

Multilateral, instrumento jurídico muy novedoso,

para ver si a los problemas derivados de las dife-

rentes versiones nacionales de BEPS y sus Pla-

nes de Acción se une también la posible confron-

tación entre regulaciones de rentas internaciona-

les que conserven el modelo CDI y otras que se

inscriban bajo el paraguas jurídico del Tratado

Multilateral, lo cual puede conllevar un monumen-

tal caos jurídico.

f) Además, en el caso de España, sucede que la

Agenda Fiscal de la UE, aunque la autoridad eu-

ropea haya apoyado activamente BEPS, está

planteando nuevos temas, tanto lógicamente los

derivados de la armonización fiscal de la UE,

donde el IVA y otros impuestos ocupan un papel

primordial, como en el desarrollo de materias que

sí entran directamente en el área de BEPS, en

especial, el relanzamiento del modelo de Base

Imponible Común Consolidada, BICCS, en el Im-

puesto sobre Sociedades, cuyo tenor supone, al

menos, teóricamente, una solución radical (y muy

diferente) de las propuestas BEPS sobre precios

de transferencia; lo cual puede conducir a contra-

dicciones entre la propuesta fiscal de la OCDE y

la particular de las instituciones europeas.

En cualquier caso, es preciso indicar que, frente a lo

que pueda parecer de la lectura de alguna doctrina;

técnicamente hablando, este nuevo paradigma, el

BEPS, no es ni mejor ni peor que el anterior, pues

sus decisiones son de Política Fiscal y de principios

tributarios, siempre discutidos, lábiles y debatibles,

así como sometidos a diferentes

trade offs

y que,

por otro lado, es un proyecto en construcción, mu-

cho menos elaborado todavía por mor del tiempo

transcurrido en su configuración que el formado du-

rante, prácticamente, todo el siglo XX

34

.

Conviene, en consecuencia, ser prudente para eva-

luar BEPS y su Plan de Acción, esperar a su aplica-

ción en las normativas nacionales y en las prácticas

de las AATT y no pretender (como parece quieren

algunos) encontrar en BEPS una panacea a una

situación compleja, cambiante y contradictoria en sí

misma, como es la desarrollada por el impulso de la

globalización económica y social y el cambio en el mo-

delo económico, la denominada “economía digital”

35

.

Es más, la configuración del nuevo paradigma

supondrá relevantes costes de implementación para

todos los sujetos afectados, incluyendo las EMN y

las AATT, pues durante un tiempo convivirán dos

modelos diferentes (piénsese, por ejemplo, en la

coexistencia de CDI centrados en la idea de “luchar

contra la doble imposición” y CDI llenos de medidas

para impedir la “doble no imposición”, verbigracia en

materia de híbridos financieros y de personalidad

jurídica

36

)

37

y, asimismo, habrá que adaptar interpre-

taciones, sistemas, incluyendo los informáticos,

actitudes, inercias, documentos y formas de pensar,

al nuevo paradigma, lo que ni será fácil, ni inmedia-

to, ni estará libre de dudas y costes para los varia-

dos agentes que intervendrán en tal cambio, espe-

cialmente, los obligados tributarios y las AATT

nacionales.

32. Aunque algo desfasado, puede verse una descripción del Proyecto BEPS en:

BARRENO, MAR; FERRERAS, JORGE; MAS, JAIME; MUSILEK, ANTOINETTE y

RANZ, ALFREDO: «El proyecto BEPS de la OCDE/G20: resultados de 2014»,

Crónica Tributaria, n º 155/2014, páginas 7 a 44.

33. Rodríguez Márquez, Jesús: “El impuesto británico sobre beneficios desviados

(Diverted Profit Tax)”, Crónica Tributaria, Boletín de Actualidad, n º 5/2014, páginas 55 a 69.

34. Baste con recordar que los antecedentes del MCDOE se remontan a los trabajos

de la Sociedad de Naciones, antecedente de la Organización de las Naciones Uni-

das, en los que colaboró, ya en la lejana década de los años 20 del siglo pasado, el

hacendista español Flores de Lemus.

35. Sobre este concepto y sus implicaciones, vid. EUROPEAN COMMISSION (2014).

36. Asuntos todos ellos a los que se dedica la Acción 2 del Plan de Acción de BEPS.

"... la configuración del nuevo paradig-

ma supondrá relevantes costes de im-

plementación para todos los sujetos

afectados, incluyendo las EMN y las

AATT, pues durante un tiempo convi-

virán dos modelos diferentes ..."

La Conclusión del Plan de Acción de BEPS y el Futuro de la Fiscalidad Internacional.

Algunas Reflexiones